• Baboon

Diferencias entre algodón orgánico y algodón convencional

En Baboon utilizamos algodón 100% orgánico para la fabricación de nuestras prendas, es algo que muchos sabéis y por lo que muchos nos habéis preguntado.

A priori, muchos creen que el algodón siempre es orgánico, ya que es una planta, un ser vivo. En efecto, es así, pero se conoce como algodón orgánico a aquel que es tratado, cultivado y utilizado de diferente forma.


Diferencias entre algodón orgánico y algodón convencional


El algodón orgánico, a diferencia del algodón convencional, no ha recibido químicos (ni plaguicidas, ni pesticidas, ni insecticidas) durante su proceso de cultivo, por lo que tiene unas condiciones más naturales, más saludables.

Esto se debe a que para controlar especies invasoras que pudieran dañar la producción, se utilizan especies como las abejas, en lugar de recurrir a químicos que no solo repercuten en la calidad del algodón, también en la contaminación ambiental.

A diferencia del algodón tradicional, el cultivo de algodón orgánico optimiza el uso de agua, utilizando materia orgánica en sus suelos.

Además de esto, el algodón orgánico no está alterado genéticamente. Sin querer poner pegas, hablamos objetivamente y decimos que, mejor o peor, el algodón orgánico es como sale de la tierra, no está modificado en laboratorios.

El cultivo de algodón orgánico se caracteriza, además, por dejar descansar a la tierra. Es un modelo sostenible y, como tal, no solo pretende reducir emisiones de gases a la atmósfera, también contribuye a la recuperación del suelo, apostando por la rotación del cultivo y el barbecho y renunciando al cultivo intensivo que, en la mayoría de ocasiones, vive de sobre-explotar la capacidad fértil de vastas extensiones de terreno.

En la misma línea que antes, el cultivo de algodón orgánico pretende utilizar mano de obra con condiciones laborales justas y con sueldos a la altura de las tareas realizadas. Por todos es sabido que las grandes marcas utilizan materiales obtenidos gracias a la explotación de mano de obra no cualificada.

Como vemos, el modelo de algodón orgánico pretende atajar los principales problemas que supone la industria textil para el medioambiente.


Ventajas del algodón orgánico


Para resumir lo anterior y para ver, desde el punto de vista del consumidor, las ventajas que el cultivo y la utilización de algodón orgánico suponen, diremos que:

  • Ahorra agua

  • Elimina el uso de químicos contaminantes

  • Apuesta por lo natural

  • Contribuye con la gestión responsable de los recursos naturales

  • Lucha por los derechos sociales y laborales

  • No irrita la piel y es hipoalergénico

  • Es más suave


Diferencias entre algodón orgánico y algodón convencional


21 vistas